viajar-con-mascotas

CÓMO DEBERÍAS VIAJAR CON TU MASCOTA EN EL COCHE

¿Estás pensando en irte de viaje y no sabes qué hacer con tu mascota? ¡No lo dudes y llévatela contigo!

En las siguientes líneas te contamos los consejos y los principales sistemas de transporte para viajar con nuestro fiel compañero en coche. Presta atención.

Si tenemos que viajar en coche con nuestra mascota, ya sea perro, gato, conejo, o pájaro, debe ir, al igual que nosotros y ya sea un viaje de 10 minutos o de 400 kilómetros, con los sistemas de seguridad adecuados para que en caso de accidente, ocurran los menos daños posibles.

Cuando viajes con animales procura no darles de comer antes de subir al coche ya que la mayoría, y aún más si no están acostumbrados, se marean. Es recomendable llevarlo antes al veterinario para que te aconseje como prevenir los problemas típicos de un viaje. Además, para cada cierto tiempo para que salgan del vehículo, se relajen, coman un poco y beban agua.

Si tu mascota va sujeta con arneses y correas a los anclajes del cinturón, no dejes que saque la cabeza o el cuerpo por la ventanilla, es una acción temerosa que puede traer graves consecuencias.

Sistemas de transporte en coche para mascotas

Rejilla o redes separadoras

Este sistema separa el espacio del maletero de la zona de asientos, dejando al animal libre sin molestar a pasajeros y conductor. Es recomendable para perros grandes, pero el problema de estas rejillas divisorias es que, en caso de accidente, el animal no está amarrado a ningún tipo de enganche y el choque le podría producir graves lesiones.

Por esto lo mejor, si queremos transportar a nuestro perro en el maletero, es usar un transportín y colocarlo transversalmente de cara a la marcha.

Arnés y correa de cinturón

Los hay de dos tipos, de un solo enganche o de dos. La opción más segura tanto para el a animal como para el resto de ocupantes del coche es que el arnés sea de dos puntos de anclaje. Esta sujeción hace que nuestra mascota no se desplace hacia delante, por lo tanto no molesta al conductor. La correa de unión debe ser lo más corta posible.

Transportín

Si tenemos una mascota grande, lo ideal es que usemos un transportín a su medida y ponerlo en el maletero. Estará protegido tanto el animal, como los pasajeros. En el caso de que nuestra mascota sea de menor tamaño, como un perro pequeño, un conejo o un gato, podemos viajar con ella en el suelo o en los asientos traseros pero siempre dentro del transportín. Es el sitio muy seguro ya que está protegido.

Otro buen consejo es cubrir el fondo con arena o algún material similar que pueda absorber la humedad y el mal olor. Ya que, sobre todo en viajes largos, el animal se puede estresar más de lo normal.

Ahora ya sabes más sobre los diferentes sistemas y cuestiones a tener en cuenta cuando transportamos a nuestra mascota el coche. El objetivo es que todos los ocupantes vayamos cómodos y seguros durante el viaje.

 

 

Escribir comentario

Programación web: ticmedia.es